Páginas vistas en total

viernes, 31 de agosto de 2012

Señor al fin te encontramos en medio de la niebla y nuestros ojos han visto la luz. estamos crecidos en tu Amor.

cuando todo parece perfecto, cuando todo se desliza como entre ruedas,cuando estamos a punto de olvidarnos de tí...cuando...entonces sucede algo que nos recuerda tu existencia.ah! cómo te necesitamos. cómo nos acordamos de Ti,cómo nuestro espíritu agitado, la rabia perturbando el sueñola impotencia detenida ante nuestro ser...entonces cómonos acordamos Senor que tú estás allí paciente, atentoen actitud del que espera ver llegar al hijos en el horizonte.entonces en media de la angustia nuestra mirada se dirige a Tiy tus ojos encuentran a los nuestros. tu sonrisa aplaca la ansiedady doblamos la sien. sí, te encontramos, estás allí, nos esperasy el alma se aplaca, lo imposible se pierde, renace la esperanza.Senor! Tu lo puedes todo, tambien puedes saciar mi alma ahítaansiando la Justicia y la Justicia eres Tú, Senor!como desaparece el miedo y nos tornamos valiente. hemos orado.nos hemos encontrado, hemos cogido el alimento de tus manosvamos ahora fortalecidos a encontrar el error, la maldad humana.y sabes qué? ahora estamos seguros que venceremos el mal,que la Justicia llegará, que el enemigo será aplastado y no podrácontra nosotros, porque nos hemos fortalecido en el abrazo,hemos renovado la esperanza y esa energía nos pondrá arriba.por encima del mal y de la perversidad...triunfará el Amor!